Técnicas de Potty Training para dejar el pañal

0
143
views
Técnicas de Potty Training para dejar el pañal

Cuando Bianmarc cumplió el año y medio muchas personas comenzaron a comparar y a decirme que a esa edad ya sus hijos no usaban pañal, entre otras cosas que la verdad no me caían nada bien y que me hicieron tener un poco de ansiedad frente a esta nueva etapa.

Ciertamente me había dado cuenta de que Bian ya podía controlar por mucho más tiempo la orina e incluso me comenzó a avisar en ocasiones por medio de señas, hasta que comenzó a decirme “Mami Pipí” cuando sentía deseos de vez en cuando. Pero no fue sino hasta cuando le realizaron la circuncisión que de verdad comenzó el Potty Training, puesto que durante el proceso de recuperación no pude ponerle pañales para agilizar la cicatrización de la cirugía y evitar que su piel se pegara al pañal.

En ese momento comencé a entrenarlo, a estar pendiente de los lapsos de tiempo entre micción y micción, pero noté que era demasiado variable y que en promedio el niño orinaba cada 15 minutos. Era aún muy pronto para el, así que me fui de a poco. Aún estoy en el proceso pero quise compartirte algunas señales de cuando es el momento ideal para enseñar a tu bebé a dejar el pañal y cómo puedes ayudar a que este proceso sea más llevadero para ti y para tu peque.

Recuerda que en todo caso el que tiene que estar preparado para iniciar este proceso eres tu como padre o tutor. El niño te mostrará el camino pero te toca ayudarlo a que este camino sea fácil de transitar.

Cómo reconocer cuando ya es tiempo de iniciar el Potty Training

  • Tu bebé ya sabe decir pipí por medio de lenguaje hablado o por gestos y muestra interés por ir al baño.
  • Ya no le gusta ponerse el pañal o se lo quita solo.
  • Que el niño sepa bajarse solo su pantalón o calzoncillo.
  • Que ya pueda contener sus esfinteres y aguantar hasta que vaya al baño.
  • Que permanezca sin orinar el promedio 2 o 3 horas.
  • Al poner la bacinilla u orinal visible, el bebé muestra interés de sentarse y utilizarlo.

Técnicas de Potty Training para dejar el pañal

Cómo ayudar a que el Potty Training sea efectivo

  • Ponle la bacinilla u orinal al bebé en un lugar que el lo vea todos los días, cuestión de que se vaya familiarizando con el y no le tenga miedo. Dile como se llama, explícale para que se usa e invítalo a utilizarlo. Si no quiere, no lo presiones.
  • Los bebés tienden a imitar lo que ven, por lo que es importante que tanto mamá como papá se dispongan a llevar al bebé del sexo homólogo al baño. Es decir, que papá lleve al niño y que mamá lleve a la niña y que le enseñen como se debe usar el inodoro.
  • Si es chico, compra calzoncillos de los que permiten sacar el pene con facilidad sin tener que quitarle el calzoncillo.
  • Trata de permanecer en casa la mayor parte del tiempo durante los días de entrenamiento y si vas salir, que sea por poco tiempo.
  • Si vas a salir en un viaje largo en carro o al parque, lleva contigo un orinal portable. Recuerda también tener wipes y papel de baño.
  • Explícale al pequeño que ya no usará más el pañal durante el día y que usará ropa interior como mami o papi. Si es necesario, háganle una despedida simbólica para que niño conciba mejor la idea de lo nuevo que viene.
  • Toma nota de los intervalos en los que orina, a que horas promedio defeca, que gestos hace, si se agarra la pancita, si puja, si se esconde cuando hace sus necesidades. Toma nota de todo para que sepas identificar y tomar las medidas de lugar.
  • Si el bebé se orina en el piso o fuera del orinal, no le grites ni le pegues, tómalo con calma y corrígelo de manera que le hagas saber que pipí y caca se hace en el baño. Repitéselo varias veces de manera tranquila, ten paciencia y se constante.
  • Ponle ropa ligera y fácil de quitar.
  • Repítele cada 15 0 20 minutos que pipí y caca se hace en el baño e invítalo a ir al baño.
  • Si tu peque está en la escuela, comunícale a su profesor que estás en proceso de enseñarle a ir al baño por lo que esperas contar con su apoyo y proactividad.
  • Celebra con el cuando haga sus necesidades en el baño, aplaude, felicítalo y motívalo a que siga haciéndolo así. Evita exagerar para que cuando en determinado momento el niño falle, no baje su autoestima. Explícale que los accidentes ocurren pero que puede hacerlo siempre mejor.
  • Evita darle líquidos a tu pequeño al menos una hora antes de dormir para ayudar a que se mantenga seco por más tiempo en las noches.
  • Utiliza el pañal solo para dormir. Cuando ya el bebé sea experto en ir al baño durante el día, ya puedes ir pensando en quitar el pañal de la siesta del día pero recuerda ir paso a paso y a su ritmo.

Otras recomendaciones

  • Procura que la bacinilla o el adaptador que se coloca en el inodoro sea atractivo para tu bebé y que sea bonito.
  • Puedes descargar o crear tu propio Potty Training chart para premiar y reconocer a tu bebé cuando haga pipí o caca en el baño u orinal o cuando permanezca seco durante la siesta o durante la noche completa. Sé creativo y premialos con algo que lo motive.
Si estás pasando por este proceso o tu pequeño ya casi está listo para dejar el pañal me gustaría saber tus técnicas para entrenarlo. 😀

Te invitamos a que te suscribas para que recibas tips e información super útil sobre crianza, lifestyle, hogar y viajes. Te prometo que valdrá la pena.