Cómo ser una madre emprendedora exitosa

0
99
views
Cómo ser una mamá exitosa en los negocios y en la vida

Cada día miles de mujeres nos damos cuenta de que nuestro propósito de vida  va más allá de depender de un trabajo full time que nos mantenga agotadas, que no nos permita brindarnos la calidad de vida que merecemos, ni que nos permita brindarles calidad de vida ni de tiempo que merecen nuestras familias.  Este dato lo validan las estadísticas mundiales en donde hoy día las mujeres emprendedoras representan casi un tercio de todas las empresas de la economía formal mundial, según datos de la Organización Internacional del Trabajo (OIT).

Frente a este panorama las madres emprendedoras, mejor conocidas como Mompreneurs, hemos decidido luchar por lograr el equilibrio entre empleo y vida familiar y hemos decidido conseguirlo todo: éxito en nuestra profesión y tiempo para dedicar a su familia y así equilibrar nuestra vida.

Convertirte en dueña de tu propio negocio y tener éxito es una forma de decirle al mundo que puedes lograr tus sueños siguiendo tu instinto, difiriendo de lo que “debería ser y hacer” a la hora de ejercer tu profesión y de resolver problemas; y es una manera de darles un ejemplo valioso a nuestros hijos.

¿Cómo lograr ese equilibrio tan ansiado?

El secreto para lograr el equilibrio entre tu emprendimiento, tu familia y la maternidad, radica en tomar una decisión firme y hacer tus sueños realidad a través del trabajo en equipo y la colaboración tanto de tu pareja, tu familia y tus socios estratégicos. A continuación te compartiré algunos otros aspectos fundamentales a la hora de compaginar tu emprendimiento y la maternidad.

  •  Comienza tu proyecto con una idea clara y hazla realidad. Deja atrás el miedo que solo sirve para paralizarte y robarte tu sueño.
  • Construye a tu alrededor una estructura de soporte que te ayude y en el cual confíes para delegar tus responsabilidades familiares y de negocios.
  •  Optimiza tu tiempo y organízate mejor. Recuerda que el tiempo un recurso no renovable y limitado y que lo debes valorar al máximo. Una de las ventajas de ser dueña de tu propio proyecto es que puedes incluso llevar a tus peques a la oficina sin ningún problema. Priorizar, delegar y desechar son las claves para categorizar lo que debes hacer, cuándo lo debes hacer y a que hora lo vas a hacer.
  • Se flexible. No hay mejor satisfacción que trabajar en algo que te apasione y que al compás puedas dedicar tiempo a tu familia, a salidas con amigos, a atender tus eventos o reuniones, etc. Trata de equilibrar y poner límites de tiempo a tus tareas a fin de cumplir con todas dedicando tiempo para ti y los que amas. Ponte un horario que cumplas al pie de la letra del tiempo que dedicarás a tu negocio y el de tu familia.
  • Rodeáte de un equipo que sea eficiente, con el que disfrutes convivir y que te permita lograr tus objetivos en menos tiempo y con resultados tangibles. De la misma manera, es importante que cuentes con personas que te motiven y te mantengan enfocadas en la meta.
  • Enfócate en brindar tiempo de calidad a tu familia y a tus hijos. No vivas para que tu presencia se note, vive para que tu ausencia se sienta. Trabaja para convertirte en un ejemplo positivo para tus hijos.

Cuéntame, ¿Cuáles son las limitaciones que te impiden ir tras tu sueño?

¡Me encantará leer tu respuesta en los comentarios!

Te invitamos a que te suscribas para que recibas tips e información super útil sobre crianza, lifestyle, hogar y viajes. Te prometo que valdrá la pena.